Menú

Entrevista con Alex Rivière

Alex Rivière, influencer y directora creativa de su propio estudio, nos habla en exclusiva de su ajetreada vida dentro del sector de la moda y la comunicación, así como de su pasión por el motor.

Tras un fin de semana en Baqueira a bordo de un Cayenne S, cortesía del Centro Porsche Barcelona, nos habla de sus grandes sensaciones al volante.

¿Cómo ha sido el camino que te ha llevado hasta donde estás hoy?

Siempre he querido dedicarme al mundo de la moda, lo tenía claro desde que tengo uso de razón.

Empecé la carrera de diseño de moda, pero enseguida me di cuenta de que a pesar de que me apasiona esta industria, esa no era la forma idónea de entrar en ella. Tras finalizar el primer curso, cambié a Fashion Marketing & Communication, otra forma de vivir la moda, entenderla y venderla. Una vez hecho este cambio, mi padre y mentor, me aconsejó que complementase dicha carrera con Administración y Dirección de Empresas (ADE), y así lo hice.

Tras finalizar los estudios, empecé a trabajar en TCN Totón Comella, a cargo del departamento de comunicación digital y como creativa de sus producciones de fotos y campañas. Durante los dos años que trabajé allí, empecé a flirtear con el ‘mundo Instagram’ y otras empresas se fijaron en mi trabajo allí y me pedían proyectos similares. Ante esa situación, decidí abrir mi propio despacho enfocado a las producciones de fotos, estilismo y dirección artística. Este febrero ha cumplido un año desde que inauguramos y ya somos un equipo de 5 personas.

¿Qué es para ti el éxito?

Para mi el éxito es poder dedicarte a lo que más te gusta.

No podríamos estar más de acuerdo.

Para nosotros fue un éxito cuando vimos tus fotos junto al Cayenne S, parecía que el coche te había elegido a ti y no al contrario. Un coche de líneas elegantes y delicadas pero que guarda un gran potencial bajo su capó. ¿Te recuerda a alguién?

Desde que contactamos contigo nos diste esa misma impresión, una mujer con una elegancia innata pero a su vez con carácter y con mucho potencial para llevar a cabo grandes proyectos.

Así es como te vemos desde fuera pero, ¿cómo te definirías tú?

Mi ‘propia’ definición es bastante compleja (Alex se ríe). Soy una persona con bastante carácter y las ideas muy claras, muy amiga de mis amigos y muy fiel a mis principios. ¿Para mi? Lo primero es la familia.

Mi mayor pasión es la moda pero, aunque muchos lo desconocen,  el mundo del motor también me tiene cautivada.

En mi casa todos son hombres: hermanos, sobrinos… Todo chicos y a cada cual más apasionado con los coches y las motos. He crecido con olor a gasolina. Mi padre, tío, hermanos y primos han competido en carreras de coches. Desde la bajada de Montjuic, en su época, hasta las carreras de MX. A los 8 años mi padre me subió a una moto y no me dejó descansar hasta que supe cambiar de marchas como una buena ‘Rivière’.

Poca gente podría imaginarse esta parte de tu vida relacionada con el automovilismo. Esto nos encanta y nos lleva a la siguiente pregunta.

Sabemos que tu día a día es un no parar continuo y que dispones de poco tiempo para desconectar, más allá de tu rato en el gym. ¿Podría convertirse la conducción en una medicina contra el estrés? Es decir, ¿eres de esa clase de persona que le relaja conducir?

Me fascina conducir, me relaja, me sumerjo en mi mundo y desconecto.

Previamente a tu experiencia en Baqueira con el Cayenne S, ¿habías conducido un Porsche?

Mi padre es ‘Porschita’ desde hace 35 años por lo menos. Le apasionan, y por consecuencia a mí también. He crecido sentada en uno prácticamente (Se ríe Alex). Por aquel entonces le encantaba viajar en coche, y claro, a mi siempre me tocaba ir detrás y recuerdo lo que me quejaba por no poder estirarme ya que los 911 tenían solo 2 plazas con el cambio en medio. También recuerdo cómo se calentaban los tornillos del cinturón de seguridad después de tantas horas y me achicharraban.

Cuando por fin tuve carnet para poder conducir, mi padre me solía hacer conducir algunos tramos con su coche, y siempre diciéndome: -‘ pisa más, pisa!’ - yo disfrutaba como una enana.

Durante ese fin de semana, ¿cuál fue tu sensación al volante?¿Qué es lo que más te gustó del Cayenne?

Al probar el nuevo Cayenne me quede impresionada de las grandes mejoras con respecto al modelo anterior. El tacto es mucho más deportivo. Este tipo de coche suelen ser un poco ‘barcas’ ya que son muy pesados y altos, pero el nuevo Cayenne está tremendamente logrado, tanto en suspensión, potencia de salida y motor. Por no hablar de lo bien que suena…

Me encanta la estética, sin salir de la caja habitual pero más agresiva, y la incorporación del botón para cambio rápido de modalidad con el ‘super sport’ fue lo que me enamoró de él.

Antes de acabar nos gustaría pedirte que dieras algún consejo para todas esas chicas y chicos para los que te has convertido en una fuente de inspiración y que quieren llegar hasta donde tú has llegado.

Como consejo a cualquiera con un sueño, es ser muy tenaz y luchar por ello, porque todo en la vida es posible. Es imprescindible ser uno mismo y no rendirse nunca. También soy de las que piensa que somos lo que pensamos y sentimos, por lo que, con una buena actitud, solo puedes atraer cosas buenas.

Muchas gracias por tu tiempo Alex y mucha suerte con todos los proyectos que tienes entre manos.

Compartir