Menú

Por qué en los Porsche la llave está a la izquierda

Como ya adelantábamos en un artículo anterior sobre 'Jacky Ickx, Monsieur Le Mans', la posición en todos los modelos de Porsche del botón de arranque a la izquierda tiene que ver con la historia de las '24 Horas de Le Mans'. La competición de resistencia más famosa del mundo del automóvil. Y que Porsche ha ganado 19 veces en categoría absoluta y 10 veces en categoría GT. Además de encabezar la tabla de fabricantes, a una considerable distancia del resto.

¿Salida a la carrera o seguridad en la salida?
 

En efecto, Jacky Icks fue el piloto que cambió la forma de salida de meta de la mítica carrera del circuito de la Sarthe en Francia. Y por extensión de todas las demás. Así, en la actualidad, las competiciones automovilísticas comienzan tras la ya clásica frase 'Caballeros enciendan sus motores'. Y con los pilotos cómodos y seguros en los asientos de sus vehículos.

Sin embargo, hasta 1969, en muchas carreras de automóviles, las '24 Horas de Le Mans' incluida, la competición comenzaba con los pilotos corriendo hacia sus bólidos para conseguir unos pocos segundos de ventaja.

Esto cambió ese año, a partir de la 37ª edición de las '24 Horas de Le Mans' y gracias  a 'Monsieur Le Mans'.

Así, en su primera participación en la carrera que le daría su sobrenombre, mientras todos los demás corrían hacia sus bólidos, el joven piloto belga Jacky Ickx caminó despacio, entró en su Ford GT40 y, con mucha calma, se abrochó el cinturón de seguridad y encendió el motor. Los demás pilotos se abrochaban los cinturones de seguridad en la larga recta de Les Hunaudières. Los 400.000 espectadores que llenaban el mítico circuito francés estaban asombrados y se preguntaban quien era aquel atrevido piloto que cruzaba la pista andando y salía el último.

Asimismo todos desconocían que era su modo de protestar sobre esta peligrosa forma de iniciar una carrera automovilística, con los pilotos arrancando sin ponerse los cascos ni los cinturones de seguridad para ganar unos pocos segundos. Y también era un homenaje a su amigo y compatriota Willy Mairesse que resultó herido de gravedad en esta competición el año anterior por esa causa. El desafortunado piloto belga se suicido meses después al saber que nunca podría continuar con su carrera de piloto debido a las lesiones. Mairesse había sido 2º en las '24 Horas de Le Mans' de 1961 pilotando un Ferrari 250 TRI/61, junto al británico Mike Parkes.

Y, volviendo a 1969, el piloto John Woolfe del John Woolfe Racing murió tras  estrellar su potente Porsche 917 Nº 10 durante la primera vuelta de la competición en la zona que sigue a la 'S' de Maison-Blanche. Asimismo, en el mortal accidente se vieron implicados el Ferrari 312P Nº 19 de Chris Amon, el Ford GT40 Alan Mann Nº 9 de Frank Gardner y el Alpine A220/69-Renault Gordini V8 3 L Nº 29 de Jean-Pierre Jabouille.

Sin embargo, Jacky Ickx, a pesar de comenzar en última posición tras su caminata de salida y con un Ford GT40 desfasado, que compartía con el británico Jackie Oliver, se las arregló para ganar la carrera en un apurado final.

Tras la obligada suspensión de la competición tras el trágico accidente, la carrera se reanudó 2 de horas después. Y se convirtió en una lucha mano a mano por la 1ª plaza entre el Ford GT40 Mk. I, pilotado por Jacky Ickx y el británico Jackie Oliver, y el  Porsche 908 Coupé, del alemán Hans Herrmann y el francés Gérard Larrousse. 'Monsieur le Mans' se alzó con la victoria con poco más de 100 metros de diferencia y solo unos segundos de ventaja.

Fue la 4ª y última victoria consecutiva de la escudería estadounidense en Le Mans. Herrmann se alzó con la victoria al año siguiente, compartiendo con Richard Attwood los mandos de un Porsche 917K. Así comenzaba la 'Era Porsche' en el mítico circuito francés.

Además el joven piloto belga consiguió otra gran victoria en 1969. Ya que, tras su original protesta, la Federación Internacional del Automóvil (FIA) cambió las reglas de la competición en 1970. Así, desde ese año, los pilotos de coches de carreras comienzan sentados, evitando que arriesguen sus vidas por unos segundos extra. Además, a partir de 1971 se inició una salida rotativa con la bandera verde tras una vuelta de calentamiento.

Y ¿por qué en los Porsche la llave está a la izquierda?
 

Te estarás preguntado, ¿y qué tienes que ver toda esta historia con la llave de encendido a la izquierda de los coches Porsche?

Por supuesto tiene que ver con aquellas competiciones automovilísticas anteriores a 1970 en las que los pilotos atravesaban corriendo la pista, encendían los motores y salían pitando sin abrocharse el cinturón de seguridad ni colocarse el casco. Había que lograr unos segundos de ventaja que podrían ser claves para conseguir la victoria.

Así que los ingenieros de la fábrica de Stuttgart diseñaron un innovador sistema que les permitía ganar unos valiosos segundos al cronometro. En efecto, colocaron la llave de contacto en el extremo izquierdo del panel de mandos, más allá del volante. Y con esta singular posición los pilotos podían arrancar el motor con la mano izquierda mientras manejaban la palanca de marchas con la derecha.

En el resto de las marcas de coches de carreras, los pilotos tenían que hacerlo todo con la derecha: arrancar el motor, quitar el freno de mano y meter la marcha. Mientras que la mano izquierda estaba de más.

Y, como es tradición en Porsche, también en sus coches de producción en serie se implementó la llave de encendido a la izquierda. Porque la marca alemana tiene por costumbre llevar todas sus mejoras de los coches de competición a los coches de carretera.

Además, Porsche mantiene todavía la posición a la izquierda del volante de la llave de encendido. Aunque desde 1970, como queda dicho, se suprimió de las competiciones de coches la peligrosa salida en carrera de los pilotos. Y lo hace como un homenaje a la historia de aquellas pruebas de antaño. A las míticas '24 Horas de Le Mans', la gran carrera de Porsche, que de nuevo ha ganado 3 veces en 2015, 2016 y 2017.  Y, ¿cómo no?, al gran  'Jacky Ickx, Monsieur Le Mans', que se proclamó campeón 6 veces, 4 de ellas pilotando un Porsche.

Compartir